Seleccionar página
Logo Aprende a Estudiar

Quienes Somos

En Centro de estudio Psicopedagógico Bueu, ofrecemos un servicio personalizado y cercano. Nuestros profesionales realizan un trabajo intensivo mediante sesiones cargadas de contenido, enfocamos nuestro trabajo para mejorar el día a día de las personas que acuden a nosotros.

Nuestro enfoque de trabajo. 

Nuestras áreas principales de trabajo Son:

  • Logopedia
  • Refuerzo Educativo
  • Psicología


    Si la situación del paciente lo requiere los profesionales de Centro Psicopedagógico pueden realizar sus funciones en el domicilio o residencia del paciente.
  • Juegos Educativos
    Logo

    Áreas de Trabajo

    v

    Logopedia

    Ofrecemos un servicio de logopedia personalizado y cercano. Este servicio ofrece respuestas para el tratamiento de alteraciones de deglución, comunicación, habla, lenguaje y voz.
    Con ayuda del resto de profesionales implicados en la recuperación del paciente y mediante sesiones intensas y cargadas de contenido, enfocamos nuestro trabajo para mejorar el día a día de las personas que acuden a nosotros.

    Tratamientos: Disfemia (Tartamudez), Trastornos del aprendizaje, TEA (trastorno del espectro autista), TDL (trastorno del desarrollo del lenguaje), Retraso en la adquisición del lenguaje, Dislalias, disglosias, disartrias, Afasia, Disfagia, Disfonías, Trastornos del neurodesarrollo y enfermedades neurodegenerativas

    Psicología

    Pretendemos responder a las necesidades específicas de niñ@s con trastornos en el desarrollo, niñ@s con Trastorno por Déficit de Atención con o sin Hiperactividad (TDAH) o con otras dificultades de aprendizaje así como trastornos disruptivos, emocionales, de conducta y de vinculación. Las familias son un elemento clave de nuestro trabajo así como la coordinación con el centro escolar.

    Ofrecemos sesiones individuales que nacen de un plan donde se definen los objetivos a trabajar para reforzar la dificultades y potenciar las capacidades de cada niñ@. Sesiones personalizadas basadas en los intereses del nin@. El niñ@ como protagonista, el juego, el refuerzo positivo y la musicoterapia como mediadores son parte fundamental de la intervención. Contamos también con sesiones grupales de entre 5 o 6 niñ@s donde se trabajan específicamente las habilidades sociales.

    Trabajamos Fundamentalmente: La Autonomía y Autodeterminación, Habilidades Sociales y la Conducta, La Autoestima y Autoconcepto, La Sincronización Afectivo Emocional, La Comunicación y Lenguaje (Coordinados Con Nuestros Logopedas), Juego Simbólico y Creatividad, La Teoría de la Mente e Inferencias Mentales, Las Funciones Ejecutivas, La Atención y La Memoria, La Comprensión Lectora, Razonamiento Lógico y Matemático.

    Refuerzo Psicopedagógico

    Ante las dificultades de rendimiento académico de nuestros hijos podemos optar por diferentes alternativas que van desde el REFUERZO EDUCATIVO INDIVIDUAL O GRUPAL. Cualquiera puede ser beneficiosa y válida para conseguir mejorar los resultados académicos, la clave está en realizar una buena elección en función de cada caso.

    Para ello es necesario considerar los motivos del bajo desempeño escolar y tener claro el ámbito competencial de cada una de estas opciones..

    La reeducación psicopedagógica se define como una intervención psicoeducativa específica orientada a alumnos, ya sea de infantil, primaria o secundaria, que muestren alguna dificultad concreta de aprendizaje vinculada a la presencia de algún trastorno específico como la dislexia, la discalculia, el TDAH,  el TEL (Trastorno Específico del Lenguaje), el TANV (Trastorno de Aprendizaje No Verbal), TEA (Trastornos del Espectro Autista), etc.

    Aunque también es útil y beneficiosa para aquellos niños o jóvenes que desean potenciar su rendimiento (en ausencia de dificultades específicas de aprendizaje u otros problemas emocionales), así como para alumnos con altas capacidades.

    La reeducación, a diferencia del refuerzo escolar, no se centra única y exclusivamente en el desempeño académico, sino que también interviene en los factores emocionales y conductuales. Fomenta una mejora de la autonomía, autoestima, de la percepción de autoeficacia, de la motivación y de aquellos comportamientos y hábitos que facilitan una adecuada rutina de estudio o trabajo. A su vez, promueve la disminución o eliminación de aquellas conductas que interfieren o dificultan el desempeño.

    En nuestro Centro es llevada a cabo por profesionales de la psicología y logopedia que cuentan con formación específica en los diferentes trastornos infantiles y de aprendizaje, siendo conocedores de sus peculiaridades y de las diferentes estrategias de intervención.

    El Refuerzo Psicopedagógico  estimula diferentes habilidades cognitivas (atención, memoria, percepción, orientación temporal y visoespacial, lenguaje, razonamiento, metacognición, planificación, flexibilidad cognitiva, etc.). Se basa en fomentar la generación y generalización de estrategias y en el desarrollo de recursos propios, a partir de sus potencialidades, que permitan compensar y mejorar las áreas donde el rendimiento es deficitario o mejorable. Conllevará una mejora del rendimiento académico a medio-largo plazo.

    En el caso del refuerzo psicopedagógico, la intervención incluye el asesoramiento a padres. El objetivo consiste en mejorar la concienciación de las dificultades específicas y el reconocimiento de los comportamientos asociados a un determinado problema específico, así como el asesoramiento sobre las estrategias y técnicas de manejo de determinados comportamientos implicados en el rendimiento escolar. También engloba la comunicación y asesoramiento al colegio/tutor para realizar un trabajo coordinado y fomentar un conocimiento más profundo del perfil concreto del alumno y de las adaptaciones o recursos que pueden mejorar su desempeño.  Por último, también implica la comunicación y el trabajo coordinado con otros profesionales que atiendan al niño o joven como el psiquiatra, logopeda, psicólogo, etc.

    Preguntas Frecuentes

    ¿La terapia va dirigida solo al niño o también a los padres?

    En la terapia infantil no sólo participan los niños. Los padres tienen un papel fundamental en el desarrollo de la misma. No obstante, dependiendo del motivo de consulta y de las características del caso en particular, el trabajo con los padres puede ser mayor o menor. Así, por ejemplo, en conductas problemáticas, ansiedad y miedos, problemas en el sueño o la alimentación, control de esfínteres, etc., la implicación de los padres debe ser mayor que, por ejemplo, en un caso de dificultades en el aprendizaje escolar, que estaría más centrado en el trabajo con el niño.

    ¿Tenemos que ir los dos padres a las sesiones?

    Es recomendable que vengáis los dos a la primera sesión, siempre que sea posible. Al final de la sesión se ofrecerá toda la información de la evaluación, tratamiento y evolución del niño. En caso de padres separados se mantendrá comunicación telefónica con el progenitor que no haya estado presente, en caso de que éste así lo desee. A partir de la segunda sesión, cuando el trabajo sea individual con el niño, no importa que venga sólo un progenitor.

    ¿Cómo le explico a mi hijo que vamos a ir al psicólogo?

    Los niños pequeños (4 añitos o menos) aun no son conscientes de sus dificultades, por tanto basta con decirle que vais a un sitio donde hay una persona que tiene muchos juegos para compartirlos con él.

    A partir de los 5 años, ya sí suelen ser conscientes de sus dificultades y de las situaciones que no están sabiendo gestionar bien, y para ellos también es importante saber que existe una solución para sus problemas. Por tanto, lo mejor es decirles que vais a visitar a una persona que le va a ayudar a solucionar sus dificultades (ya sean pesadillas, hacerse pipí, miedos, problemas de conducta, etc.).

    Logopedia “Ya hablará”

    En Centro de estudio Psicopedagógico Bueu, ofrecemos un servicio de logopedia personalizado y cercano. Este servicio ofrece respuestas para el tratamiento de alteraciones de deglución, comunicación, habla, lenguaje y voz.

    Frases cómo “ya hablará”, “es que es tímido”, “Einstein no habló hasta los cinco años”, entre otras, son nuestras grandes enemigas. Un diagnóstico temprano acompañado de una buena intervención, nos sacará de dudas y nos ayudará a preparar a cualquier paciente para las dificultades que pueda llegar a presentar en un futuro.

    Con ayuda del resto de profesionales implicados en la recuperación del paciente y mediante sesiones intensas y cargadas de contenido, enfocamos nuestro trabajo para mejorar el día a día de las personas que acuden a nosotros.